Depuradora Biológica

La depuración del agua consiste en hacer un uso funcional de las aguas residuales con un tratamiento del recurso de la manera más natural posible. Las tareas vinculadas a la actividad de vinificación y, estacionalmente, la vendimia, suponen el residuo de agua de la bodega.

Las depuradoras biológicas disponen de un sistema que capta el oxígeno de la atmósfera y lo inyecta en el agua con la finalidad de reducir la materia orgánica. Una vez se consiguen los valores óptimos, el agua pasa a unos decantadores donde se precipitan los barros, que posteriormente se devuelven al suelo en forma de abono.

Una vez finalizado este procedimiento, se puede considerar completado el proceso de depuración y, por consiguiente, el agua acumulada se puede liberar para que vuelva a entrar al circuito biológico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9  +    =  11

Bodegues Sumarroca

Bodegues Sumarroca